America, Argentina
  • + Ultimos 2 Mensajes Emitidos

    DECLARACION DEL GRUPO DE CURAS EN LA OPCION POR LOS POBRES


    Memoria, Verdad y Justicia / 45 años
    1976 - 24 de Marzo – 2021 "Derecho y Justicia son el fundamento de tu trono" (Sal 89,14)

    Cuando el Antiguo Testamento habla de cómo Dios quiere reinar en medio de su pueblo, recurre a una imagen simbólica muy fuerte: su trono estará fundado sobre el derecho y la justicia. Es decir, la señal de que el pueblo vive de acuerdo al proyecto de Dios es que los pobres, los más débiles y necesitados son atendidos en sus derechos y en la dignidad de sus vidas. Dios toma partido por la vida de los pobres, no es imparcial. El Dios de Israel toma partido por las víctimas.

    A los jueces se los advierte para que eviten la corrupción en el juicio y los favoritismos: no se han de recibir regalos, pues pervierten las causas justas (Ex 23,8); no se ha de torcer el derecho del pobre en el pleito (Ex 23,6) ni quitar la vida del inocente, absolviendo al malvado (Ex 23,7); la injusticia no se justifica ni por favorecer al pobre ni por temor del poderoso (Lev 19,15); el juez ha de ser recto y no dejarse conducir por la mayoría a la injusticia (Ex 23,2).

    Esta clara opción del Dios de Israel es la que asume Jesús en su amor predilecto por los pobres. Es la que queremos militar los que creemos en el Dios de la Vida.

    A 45 años del último golpe cívico-eclesiástico-militar este horizonte nos sigue guiando. En la actual emergencia sanitaria y económica, ¿son los pobres los principales destinatarios de nuestros esfuerzos por mayor justicia, por una mayor ampliación de sus derechos tantas veces postergados?

    Desde aquella interrupción del orden democrático y a pesar de varias décadas de gobiernos constitucionales la desigualdad económica y social ha avanzado en nuestra Patria, la concentración económica no ha cesado de agudizarse, la multitud de pobres es cada vez mayor. Los poderes facticos, amparados en un oscuro maridaje con un poder judicial corrupto y unos medios de comunicación hegemónicos, jaquean al gobierno elegido por el pueblo y sus iniciativas por una mayor justicia social.

    Son muchas las deudas pendientes para que en nuestra dolorida Patria podamos vivir de la manera justa, solidaria y fraterna que da sentido a la misma palabra "patria".

    Se hace larga la espera para quienes no tienen Tierra, Techo o Trabajo. Programas y proyectos no pueden diseñarse solo en escritorios sin experimentar la urgencia de los pobres de esta bendita tierra.

    La Madre Tierra no puede seguir siendo expoliada por los intereses meramente económicos de unos pocos. Los pueblos se resisten a ser envenenados junto a sus tierras y al agua que las fecunda; claman por justicia ante el uso de agrotóxicos y ante los avances de la "megaminería" que no reconoce límites.

    Justicia y derecho esperan quienes son discriminados o discriminadas por su condición sexual, por su origen étnico, por su condición social; las mujeres que siguen siendo víctimas de la violencia patriarcal que seguimos sosteniendo; o los presos y presas políticos. Demoras, tramites en un lenguaje incomprensible, abogados ventajeros, jueces y juezas preocupadas por satisfacer a los poderosos y jugar en la cancha de la política, la misma lejanía geográfica de los tribunales son algunas de las experiencias que los pobres tienen de la Justicia. Es urgente una reforma del Poder Judicial que garantice a todos y todas, sobre todo a quienes viven en condiciones de máxima vulnerabilidad, el acceso a una justicia que hasta ahora los ha relegado al último lugar. Porque solo una justicia independiente y proba puede ser garante de la vida democrática.

    Y, no podemos olvidarlo en esta fecha, justicia y derecho es lo que siguen esperando muchos familiares de víctimas del golpe de 1976. Es una deuda de toda la sociedad para con quienes fueron fundamentales para consolidar nuestra democracia.

    Justicia y derecho para que reine Dios entre nosotros, Padre y Madre de todos y todas.
    Justicia y derecho para que su proyecto de fraternidad y sororidad sea una realidad.
    Justicia y derecho para que reinen el amor y la igualdad en nuestra Patria.

    Seguimos siendo hombres de esperanza y decimos con el Salmo 85, que seguramente rezaría Jesús: "El Amor y la Verdad se encontraran, la Justicia y la Paz se abrazaran; la Verdad brotara de la tierra y la Justicia mirara desde el cielo. El mismo Señor nos dará sus bienes y nuestra tierra producirá sus frutos. La Justicia ira delante de él, y la Paz, sobre la huella de sus pasos".

    Grupo de Curas en la Opción por los Pobres
    24 de Marzo de 2021

    www.curasopp.com.ar
    https://www.facebook.com/GrupodeCuraseOPP
    Twitter @GrupoCurasOPP





    (141)

    Ante el recrudecimiento de la pandemia moral

    Carta Abierta del Grupo de Curas en la Opción por los Pobres

    Acabamos de comenzar el año 2021 en medio de una situación sanitaria, con sus consecuencias sociales y económicas, que exige de todas y todos nosotros «poner el hombro» y hacerle frente solidariamente. La pandemia de Covid-19 recrudece en el mundo entero y exige fuertes medidas que permitan atravesarla de la mejor manera posible hasta tanto pueda ser controlada.

    Por eso no podemos dejar de asistir azorados al recrudecimiento de otra pandemia: la «pandemia moral» de quienes parecen empeñados en «poner palos en las ruedas» e impedir que los seres humanos podamos unirnos para enfrentar una crisis que, de una u otra manera, nos afecta a todos. Intereses políticos, intereses económicos, intereses de poder que tratan de sacar tajada de la desgracia de todas y todos a costa del bien común. Nuestra Patria no es la excepción, ni lo somos quienes habitamos este bendito suelo.

    Por el contrario, en estas semanas en las que la curva de contagios ha aumentado notoriamente, asistimos al recrudecimiento de un carnaval de inmoralidad que se manifiesta en falsas noticias, «conspiracionismos» varios que pretenden disfrazarse de ciencia, oposición a cualquier medida que tomen las autoridades elegidas por el voto del pueblo, oposición por oposición, en definitiva.

    La inundación de los medios hegemónicos con informaciones falsas respecto de la vacunación, la incitación a la aglomeración, la calificación de cualquier medida que pueda restringir la circulación del virus como restricción de las libertades individuales (¿terminarán diciendo que disparar un arma contra otra persona es un ejercicio de la libertad individual?), parecen la réplica multiplicada por miles de la inveterada costumbre de ciertos sectores de hacer política «tirando muertos sobre la mesa».

    Sectores económicos, que no han dejado de hacer pingües ganancias durante este tiempo en que la gran mayoría de la población ha asumido enormes dificultades económicas en beneficio del cuidado mutuo, manifiestan su insensibilidad social pretendiendo no reducir sus ganancias un mínimo porcentaje en beneficio de toda la sociedad. Empresas prestadoras de servicios, hoy indispensables, aumentan sus tarifas más allá de lo permitido, «por si pasa». Una pequeñísima pero poderosa minoría cartelizada ―los «dueños de la tierra» que se autodenominan «el campo»― se niega a ceder una mínima ganancia (que no pueden llamar pérdida), aún poniendo en peligro el derecho a una alimentación digna de todos y en especial de los más vulnerados por esta crisis, extorsionando a la sociedad entera con la amenaza de un lockout convocado para la semana que entra por el solo hecho de que se les pide que por dos meses contengan su avaricia..

    Podríamos enumerar más carrozas de este carnaval inmoral. Como cristianos, nos asusta y nos avergüenza que muchos de los que lo conducen digan profesar nuestra fe. Evidentemente no creemos en el mismo Cristo en quien dicen creer. Acabamos de celebrar la memoria de Aquél que siendo rico, se hizo pobre por nosotros, de Aquél que «se vació de si mismo asumiendo la condición de siervo» (Flp 2,7), el que nació en un humilde pesebre para ser, desde ese pesebre, Luz de las Naciones. No podemos dejar de intentar un llamado a la solidaridad, no podemos dejar de creer que pueden convertirse al Evangelio del Nazareno. O, por lo menos, que recuperen la sensatez y la responsabilidad social. Y no podemos sino llamar a todos y todas a no dejarse engañar por la maldad.

    Grupo de Curas en la Opción por los Pobres
    9 de Enero de 2021

    (1433)

     

Categoría padre: ROOT Categoría: Mensajes del Grupo

Sacerdotes de todo el país, reunidos en el colegio Máximo de San Miguel (Bs. Aires) los días 23 a1 26 de Agosto 2004, queremos hacer nuestra y apoyar la solicitud que, el 11 de noviembre 2003, los Obispos de la Región Patagonia Comahue hicieran llegar al Señor Presidente de la Nación -la cual adjuntamos- sobre la necesidad urgente de hacer universal, por ley, el Salario Familiar para los  niños, reconociéndolo prima facie como un derecho de ellos  y teniendo en cuenta la enorme desocupación y subocupación que afecta a tantos Jefes y Jefas de Hogar.

Nos duele el 50% de conciudadanos nuestros reducidos a vivir bajo la línea de pobreza; nos duele la enorme y creciente brecha entre ricos y pobres en un mismo país, nos duelen tantos  hombres, mujeres y niños desatendidos en sus derechos  y por ende afectados en su dignidad.

Es tiempo de reconstruir nuestra nación sobre la base de la Justicia y del Derecho, sobre una más justa y equitativa distribución del ingreso.

Por eso queremos sumar nuestra voz a la de los Obispos de la Patagonia, a la de algunos diputados nacionales, a la de la CTA, a la de tantos Jefes de hogar angustiados por el presente y el futuro de sus hijos que son ellos mismos el futuro de la nación Argentina.


Será Justicia.


Vicente S Reale, L.E. 6 508 536, Mendoza

José Ignacio Albuin, DNI 13 474 277, Tucumán

Roberto Murall, DNI 16 056 846, Santiago del Estero

Juan Carlos Aguiar, DNI 13 868 963, Rosario

Juan Carlos Prado, DNI 14 984 379. Tucumán

Alfredo Constable, LE 6 461 375, Córdoba

Jorge Aloi, DNI 12 739 618, Rosario

Luis Emilio Sánchez, DNI 4 459 923, Avellaneda

José Meisegeier, DNI 4 126 043, Capital Federal

Rodolfo Taboada, DNI 16 560 522, San Isidro

Fermín Gauna, DNI 14 251 001, Quilmes

Salvador D. Yaco, DNI 10 986 030, Rosario

Fernando Luis Leonfanti, DNI 21 486 791, Neuquén

Daniel Oscar Siñeriz, LE 7 634 104, Rosario

Luis Domínguez, DNI 18 780 784, Avellaneda_Lanús

Justino Fernández DNI 93 148 309 Mar del Plata

Nestor Cruz García, DNI 13 792 953, San Isidro

Antonio Quilaza, DNI 16 519 879, Neuquén

José Piguillem, DNI 4 804 685, Merlo_Moreno

Luis Rodríguez, DNI 12 210 059, Lomas de Zamora

Eduardo de la Serna, DNI 11.451.363, Quilmes

Marcelo Eyheramendy, DNI 14 952 115, Quilmes

Alberto Carbone, DNI 4 150 227, Merlo_Moreno

Claudio Faivre Duboz, DNI 92 052 156, A. Valle (RN)

Rubén Omar Capitanio, DNI 5 222 846, Neuquén

Sergio Alberto Lamberti DNI 16 404 799, Santiago del Estero

Mariano R Ledesma, DNI 16 101 001, Santiago del Estero

Pascual Alberto Faraoni, DNI  4 783 923, Buenos Aires

Gustavo Carlos Gleria, DNI 16 506 805, Córdoba

Juan Luis Moyano, LE 7 989 430, Buenos Aires

Martin Gottle, DNI 92 839 579, Neuquén

Luis María Ocampo, DNI 11 266 697, Mar del Plata

Alberto Dagorret, DNI 21 418 050, Concordia

David Gastón Meza, DNI 23 111 743, Quilmes

Carlos Ponce de León, DNI 6 484 349, Córdoba

Enrique Romani, DNI 10 356 115, Buenos Aires

Enio Cargnello, DNI 93.718 844, Quilmes

Víctor M. Fernández, DNI 16.024 248, Río Cuarto

Juan José Gravet, DNI 13 240 986, Rosario

Eduardo A. González, Buenos Aires

Víctor S. Acha, DNI 6 511 140, Córdoba

Juan Ángel Dieuzeide, DNI 4 910 090, San Carlos de Bariloche

Patricio Grehan, DNI 13 407 376, San Isidro

Marcelo Sarrailh, LE 4 909 922, Córdoba

Nicolás Alessio, DNI 13 353 129, Córdoba

Raimundo Alessio, DNI 14 323 423, Córdoba

Guillermo Fernández Beret, DNI 13 115 034, Santiago del Estero

********************************************************

Región  Pastoral Patagonia _ Comahue

                                        San Miguel, 11 de Noviembre de 2003

     Ref./ Presentar propuestas/ Salario Familiar del Niño

          

 

Sr.  Presidente de la

República Argentina

Dr. Néstor Kirchner

Casa de Gobierno

 

De nuestra mayor consideración:

           En oportunidad del encuentro que los Obispos de las diócesis que Integran la región Pastoral  Patagonia-Comahue tuvimos con los delegados de Pastoral Social de las mismas, en la ciudad de Viedma, los pasados días 16 y 17 de setiembre, analizamos diversas inquietudes concernientes a la situación social que se vive  en nuestra querida región, y que no es ajena a la experimentada en otros puntos del País.

          Vimos que la implementación durante largo tiempo de políticas económicas de neto corte neoliberal llevaron a los hogares argentinos a condiciones de pobreza y marginación nunca vistos anteriormente, condiciones que fundamentalmente golpean a millones de niños y ponen en riesgo sus personas y calidad de vida. Esta cruda realidad, y la necesidad de empezar a enfrentar la pobreza con medidas concretas que hagan creíbles y perdurables los nuevos aires que se perciben, fueron parte del análisis de esos días y nos hizo pensar  que si partiéramos del derecho que los niños tienen a la alimentación, educación, salud y una vida digna en general, se iría superando ese doloroso e injusto presente, y se iría preparando, a la vez, un futuro mejor para ellos y para nuestra República.

           En estos días, los Obispos de la mencionada Región Pastoral que estamos participando de la 66ª Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Argentina en la ciudad de San Miguel, como fruto de aquel encuentro de Viedma, hemos visto conveniente dirigirle a Ud., Sr. Presidente, esta carta con la propuesta que con sencillez y sincera vocación de servicio ponemos a su digna consideración.

            Creemos que sería  sumamente  oportuno  y posible  implementar un salario familiar propio de los hijos, desligado del trabajo de sus padres,  en  particular  para  aquellos niños con padres desocupados.

            También pensamos que este salario  debería ser suficiente como para conseguir la finalidad deseada: el bien de nuestros niños. En definitiva, deseamos que los niños no pierdan el derecho al salario familiar porque sus padres perdieron el trabajo!

             Sabemos que deberán estudiarse aspectos económicos, legales y de factibilidad para llevar a la práctica la idea, pero nuestra experiencia pastoral nos hace estar convencidos que es perfectamente viable y que, de implementarse, puede llevar un verdadero alivio a millones de nuestros hermanos más pobres y a sus familias.

            Confiando en que Ud., Sr. Presidente, sabrá interpretar el verdadero espíritu de nuestra iniciativa, nos despedimos cordialmente, asegurándole nuestras oraciones para el éxito de la importante gestión que le confiara el pueblo argentino.

 

Mons. Néstor Hugo Navarro                              Mons. José Pedro Pozzi sdb

Obispo del Alto Valle del Río Negro                   Obispo Emérito del Alto Valle


Mons. Pedro Luis Ronchino sdb                         Mons. Marcelo Melani sdb

Obispo de Comodoro Rivadavia                         Obispo de Neuquén


Mons. Alejandro Antonio Buccolini sdb               Mons. Fernando Maletti

Obispo de Río Gallegos                                   Obispo de S. Carlos de Bariloche

                                              Mons. Esteban Laxague sdb

                                               Obispo de Viedma

 

Visitas: 3116

Lecturas sugeridas

Nuestro credo…

Nuestro credo Víctor Codina Prólogo El 22 de Agosto del 86 un grupo de mineros inicia desde…

Un Judío Marginal, Repensando al Jesús Histórico…

Un Judío Marginal, Repensando al Jesús Histórico Anchor Bible Reference Library-Doubleday, 1991-199…

 

ES HORA DE CRECER EN LA SOLIDARIDAD…

ES HORA DE CRECER EN LA SOLIDARIDAD Grupo de Curas en la Opción por los Pobres «Ayúdense mutu

Encuentro 2004 Visión de la realidad…

Visión de la realidad Visión de la realidad lcira Argumedo) de agosto 2004  ¿En qué mu…

Nos Visitaron:   Amigos

Tenemos 36 visitantes y ningun miembro en Línea