America, Argentina
  • + Ultimos 2 Mensajes Emitidos

    LA VERDAD LOS HARÁ LIBRES (Juan 8,32)

    "Porque no hay nada oculto que no haya de ser manifestado;
    ni escondido, que no haya de salir a la luz.; (Marcos 4,22.)"


    Estos días, en que hacemos memoria de los primeros pasos de la independencia de nuestra Patria, nos encuentran inmersos en un proceso electoral. A nuestro juicio, en estas elecciones está en juego mucho más que un modelo económico o afinidades políticas o ideológicas: lo que está sometido a escrutinio es el mismísimo sustento ético de la Patria que queremos y, en definitiva, qué clase de personas somos.

    El fracaso estrepitoso del actual gobierno, tanto en el orden político como económico y, sobre todo, social, no sólo se debe a políticas económicas (sometidas a las decisiones de poderes foráneos) que enriquecen a unos pocos y condenan al hambre a una inmensa proporción de los que habitan esta bendita Patria del pan (además de su ineptitud y negligencia), sino también al rencor y al ánimo de revancha que ha dirigido sus acciones. Se ha manejado como si la justicia fuese un instrumento del Poder Ejecutivo, como lo muestra el juicio que se inició hoy y los otros procesos en que involucran a la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

    No se entiende la saña con que se persigue judicialmente al anterior gobierno, sin ese rencor que en mucho se asemeja a un “odio de clase” y creyendo que, de esa manera, conseguirá recuperar algo del crédito que ha perdido ante la sociedad. Pero no se puede esconder ya la manipulación de la justicia: el caso D’Alessio ha dejado al descubierto la impudicia y mentira con que se han armado causas, preparado testigos, extorsionado a otros… y todo desde el seno mismo del Ejecutivo.

    Hace unos meses hicimos un llamado a los políticos que quieren otro modelo de Patria, en la que los pobres cuenten −los que Jesús llamaba “benditos de mi Padre” (Mateo25,34)−, en la que se les garantice el derecho a una vivienda digna, a la salud, a la alimentación y a un trabajo bien remunerado. Les pedimos la generosidad de dejar de lado intereses sectoriales y personales, para pensar juntos una Patria de hermanos que sea una alternativa realista al país de unos pocos que quiere este gobierno.

    Saludamos, por eso, la voluntad de buscar esos consensos que han manifestado Alberto Fernández y Cristina Fernández de K. al presentar la fórmula con que se presentarán a las PASO. Creemos que ése es el camino para reconstruir la Patria. “Busquen primero el Reino y su justicia, y todo lo demás se les dará por añadidura; (Mateo 24,34)

    Que los Beatos Mártires Riojanos, Enrique, Wenceslao, Carlos y Gabriel, testigos de la opción por los pobres, nos guíen con su ejemplo en esa tarea. Como ellos busquemos juntos la Justicia y la Paz.

    Secretariado del Grupo Curas en la Opción por los Pobres
    21 de mayo de 2019

    (15)

    A LA COMUNIDAD PARROQUIAL DE LA ISLA MACIEL

     

    Como grupo de curas en la opción por los pobres, queremos solidarizarnos con la comunidad de la Parroquia Nuestra Señora de Fátima de la Isla Maciel, que durante años fue acompañada pastoralmente por nuestro hermano, el padre Paco Olveira, de manera ejemplar.

    Es central para la identidad y la vida de un pueblo el ejercicio de la memoria. También para el Pueblo de Dios: construimos nuestra comunidad con el centro en la memoria del Misterio Pascual, la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, Buena Noticia anunciada a los pobres. Y esta memoria incluye, particularmente, la memoria de aquellos que, como el Maestro, entregaron su vida por devolver humanidad y dignidad a quienes son víctimas de la violencia y ambición de riquezas y poder de unos pocos.

    No es inocente que, a la par de empobrecer aún más a los más pobres de nuestra Patria, en estos tiempos se trate de obstaculizar e incluso silenciar el ejercicio de la memoria. Y, como cristianos, nos resulta particularmente escandaloso que, también en nuestra Iglesia, se trata de quebrar el espinazo de una comunidad prohibiéndole la memoria y borrando todos sus signos: es el eje de un modelo pastoral que pretende una grey dócil y obediente.

    Como pastores, tratamos de realizar nuestra misión recordando lo que decía San Agustín a los fieles de su diócesis: «Para ustedes soy obispo, con ustedes soy cristiano… Aquél es nombre del oficio recibido, éste es nombre de gracia; aquél, de peligro; éste, de salvación… A todos los debo amar... ayúdenme orando y obedeciendo; para que me deleite no tanto presidir cuanto servir» (Sermón 340). Por eso queremos llamar a nuestro hermano, el nuevo párroco de la Isla Maciel, a recapacitar recordando su condición de bautizado y, por tanto, ante todo hermano de los fieles de su comunidad, y sepa primero obedecer, como el santo obispo de Hipona, su historia y compromiso.

    Grupo de Curas en la Opción por los Pobres
    En el año de los Mártires Riojanos, 20 de febrero de 2019

    (153)

     

Categoría padre: ROOT Categoría: Mensajes del Grupo

Mensaje final de los Sacerdotes en la Opción por los Pobres

al terminar su 13º Encuentro Anual

Nosotros, sacerdotes de diferentes regiones de todo el país, reunidos en nuestro 13º Encuentro Anual, y frente a la durísima situación que vive nuestro pueblo, queremos hacer oir nuestra voz.

* Nos duele hondamente, y nos solidarizamos totalmente con la angustia y hasta desesperanza de tantos hermanas y hermanos nuestros que no encuentran salida a sus dolores, a su falta de salud, o de trabajo, al derecho a una infancia feliz y una digna ancianidad;

* Nos indigna la soberbia y el silencio cómplice de una escasa minoría que sobrevuela la realidad sin jamás tocarla, y que permanece indiferente, cuando no directamente responsable de esta situación;

* Nos rebela la mezquindad de gran parte de la clase "dirigente", empresarial, política, judicial, sindical, e incluso clerical que midiendo desde su miopía la supuesta realidad cuidan las palabras, los números o las prebendas desentendiéndose de los dolores, la angustia y la "muerte antes de tiempo" que padece a diario nuestro pueblo;

* Nos negamos a que se siga pagando la deuda externa ilegítimamente contraída, usurariamente reclamada y ciertamente ya pagada, impidiéndose así destinar el dinero necesario para la generación de fuentes de trabajo estable, atención de la salud y educación para todos, seguridad con derechos humanos, vida digna para nuestros niños y ancianos...

Frente a esto, y ante la inminencia de las elecciones nacionales, queremos expresar:

* Nos alegramos, a pesar de sus deficiencias, que nuestro país continúe en la senda democrática abandonando tormentosos caminos de dictaduras y muerte; esperando poder alcanzar así, cada vez más, una auténtica democracia que supone justicia social;

* Rechazamos todo tipo de declaración o propuesta que quiera hacer creer que el actual modelo socioeconómico de exclusión y muerte es el único camino posible;

* Rechazamos toda propuesta, con fines electoralistas a "meter bala" a los delincuentes (o supuestos malhechores), e instamos a generar fuentes de trabajo, a combatir eficazmente el tráfico de drogas y armas, a cuidar de la salud y la educación, lo que evitaría en gran parte la generación de delincuencia;

* Exigimos, en nombre de Jesucristo, a aquellos que se han enriquecido en estos últimos años a que reparen la acumulación inmoral de bienes y sean solidarios con aquellos hermanos empobrecidos, víctimas de la exclusión; y a que eviten toda ostentación de sus riquezas, que es extremadamente violento a los ojos de quienes no alcanzan a satisfacer sus mínimas necesidades;

* Pedimos a los candidatos a los distintos cargos electorales a que expresen clara y firmemente cómo van a luchar contra la desocupación, cómo permitirán que el pueblo acceda a su merecida y justa felicidad; y pedimos a nuestra gente sencillamente que no vote a quienes no emitan mensajes claros y que den seguridad de su cumplimiento, teniendo siempre presente que el ejercicio de nuestros derechos cívicos no se limita ni se reduce a los períodos electorales.

Como sacerdotes, iluminados por el ejemplo de nuestros mártires, y confiados en la esperanza que nos da la Palabra de Jesús que nos compromete a trabajar junto a los pobres, y a "bajar de la cruz a los pueblos crucificados",

* queremos renovar nuestro compromiso y cercanía a los predilectos de Jesús;

* queremos mantenernos firmes en nuestro compromiso de denunciar todo lo que es contrario al plan de Dios que quiere la vida de los pobres y anunciar lo que conduce a su felicidad;

* queremos expresar claramente a los dirigentes que no escuchan al pueblo, que Dios no está de su lado, y que es más, rechaza y abomina planes, modelos y actitudes de vida que no tengan preferencialmente en cuenta a los pobres y excluídos (Mateo 25,31-45);

* queremos renovar ante Jesús nuestro firme deseo de seguirlo e imitarlo en su cercanía a los pobres y buscar "que tengan vida, y vida en abundancia" (Juan 10,10) como lo exige el Espíritu en este "Año de Gracia del Señor".

San Antonio de Arredondo, 12 de agosto 1999

A los 25 años del martirio del P. Carlos Mugica

 

Visitas: 1581

Lecturas sugeridas

Encuentro Nacional 1995…

Nosotros, los sacerdotes identificados en la opción del Evangelio por los pobres, reunidos en nuestr…

Ante la actual situación del Paraguay…

Ante la actual situación del Paraguay Grupo de Curas en Opción por los Pobres (Argentina) So…

RELIGIOSIDAD INDIGENA EN MESOAMERICA…

RELIGIOSIDAD INDIGENA EN MESOAMERICA P. Eleazar López Hernández Centro Nacional de Ayuda a Misio…

Des-helenizar el cristianismo…

Des-helenizar el cristianismo*   José Ignacio González Faus, San Cugat del Vallés, Barcelona, Cen…

Nos Visitaron:   Amigos

Tenemos 76 visitantes y ningun miembro en Línea